Cuidados del caballo en otoño

En el post de hoy, os queremos hablar del cuidado del caballo en otoño, una época en la que el cambio de temperatura puede afectar notablemente a nuestro querido amigo.

¿Cómo está siendo este otoño?

El tiempo está loco, ¿verdad? Ya no sabemos muy bien en qué estación vivimos. Este año, los cambios de temperaturas y las frecuentes olas de calor han hecho que nos plantemos a mediados de octubre con una temperatura más propia de finales de septiembre, una auténtica locura.

cuidado caballo otoño

Lo bueno es que parece que ya empezamos a tener algo de lluvia, fundamental en estos meses y que van descendiendo las temperaturas a lo que suele ser habitual en otoño. Puede parece baladí, pero todo esto también puede afectar al cuidado de nuestro caballo.

Como ya hemos adelantado, las temperaturas son superiores a lo que se espera de una estación como la del otoño y lo más previsible es que sean algo superiores durante los próximos meses también. Eso sí, las lluvias se situarán en lo estipulado habitualmente para esta época del año.

Pautas para cuidar a un caballo este otoño

Por eso, en este post no sólo queremos tratar de forma básica cuáles son los cuidados básicos de nuestro caballo en otoño, queremos prepararos para esta estación con las condiciones con las que previsiblemente contaremos en los próximos dos meses.

pautas cuidado caballo otoño

Alimentación del caballo

Los cambios bruscos en las temperaturas modifica inevitablemente la dieta del caballo. Estos cambios se producen en el tipo de forraje que necesita y con tener un especial cuidado con los frutos y plantas que caen al suelo en esta época. Todo esto lo puedes ver, de forma extensa, en este post sobre la alimentación del caballo en otoño.

alimentacion caballo otoño

¿Qué ejercicio debe de hacer nuestro caballo en otoño?

Como bien sabéis, el caballo tiene muchos más problemas para aguantar el calor que el frío. Esto hace que en verano se resienta y no deba ejercitarse con demasiado esfuerzo, siendo primavera y otoño las estaciones en las que mejor rinden.

Pero este año, seguro que estas agitadas temperaturas han tenido que forzar un cambio en el plan de entrenamiento del caballo.

El mes de mayo fue extremadamente caluroso y, si bien verano no ha sido normalmente de calor extremo, el mes de septiembre ha seguido teniendo unas temperaturas más elevadas de lo normal. Todo ello tiene consecuencias para nuestro amigo equino, obviamente.

ejercicio caballo otoño

Para que nos hagamos una idea la importancia de esto, pensemos en un atleta, por ejemplo, el cual suele entrenar a bajo rendimiento durante tres meses al año pero, por una serie de circunstancias, tiene que entrenar a un nivel bajo durante cinco meses. Efectivamente, el estado de forma será mucho menor y recobrarlo le costará más tiempo.

Esto mismo sucede con nuestro caballo. Si normalmente tenemos que aumentar el ejercicio paulatinamente, este otoño es muy probable que no tenga el mismo estado de forma que en él es habitual, por lo que no es nada aconsejable establecer un plan de entrenamiento muy estricto desde el inicio, ayudándole las primeras semanas a que vaya cogiendo la forma.

De no ser así, las probabilidades de que nuestro caballo se lesione son mucho mayores, ¡así que tened mucho cuidado!

Revisión de los cascos

Es muy habitual en otoño revisar los cascos del caballo, una parte fundamental para el animal.

Aunque ya hablamos de manera extensa de los cascos de los caballos y de su cuidado, la realidad es que en otoño es habitual que se agrieten, por lo que es necesario que se revisen con cuidado, en aras de evitar enfermedades tan temidas como la laminitis, de las que os hablaremos en nuestro próximo artículo.

¿Y por qué se suelen agrietar los cascos de los caballos? Pues bien, los cascos se suelen agrietar en ésta época del año por dos razones de peso: la falta de ejercicio y la sequía propia del verano.

revision cascos caballo

Como ya hemos visto anteriormente, las temperaturas más propias del verano se han extendido casi cinco meses en total, aunque entre medias haya habido temperaturas más agradables. Es decir, ya queda constancia de que el ejercicio ha sido menor y ha podido afectar a los cascos.

¡Pero peor es todavía el otro motivo! La sequía este año ha sido terrible, seguro que te has dado cuenta al ver la capacidad de los embalses e incluso las restricciones de agua que existen en algunas poblaciones.

Si al revisar los cascos de tu caballo está excesivamente agrietado, piensa en aportar algún nutriente extra para su fortalecimiento y límpialos con esmero.

Pendientes de la temperatura crítica del caballo

Este otoño, aunque de media vaya a ser superior en la media, se esperan muchos cambios bruscos de temperatura. El caballo es muy sensible a este tipo de cambios, pues necesita un período de aclimatación de entre 10 y 14 días para que se encuentre en perfectas condiciones.

temperatura corporal caballo

A lo largo de este otoño y, sobre todo en la entrada del invierno, puede haber bajadas de temperatura muy abruptas, por lo que será necesario vigilar de cerca a nuestro caballo.

En previsión con estos cambios de temperatura, convendrá adaptar el aporte calórico a su dieta, además de que un veterinario esté pendiente de su salud.

Cuidado con la humedad y las lluvias

Sí, este año se esperan que las temperaturas sean más elevadas en otoño de lo habitual, en torno a los 2 grados, ¿pero qué hay de las lluvias?

Según las previsiones meteorológicas, la pluviometría en estos meses de otoño se va a encontrar dentro de los términos frecuentes de esta estación del año, por lo que sí, se esperan lluvias.

humedad lluvia caballo

Si bien es cierto que el caballo sabe combatir perfectamente el frío al aumentar la ingesta calórica en su alimentación, la lluvia, viento y humedad constituyen un grave problema para mantener su temperatura corporal.

Por ello, es necesario que el caballo se mantenga resguardado de las lluvias. Ya sea durmiendo en el establo, la opción más cómoda de todas, o contando con un techo donde pueda permanecer seco.

Si no existe ninguna de estas opciones, la mejor solución es ponerle una manta fina para que no se moje. En caso de sí lo haga, habrá que secarle lo más rápido posible para que no se enfríe.

Higiene del caballo en otoño

Igual que sucede con la lluvia, hay que tener especial cuidado con el caballo para mantener su higiene en otoño. Sabemos lo complicado que es ducharlo, debido a los problemas derivados de los cambios de temperatura en su cuerpo.

Recuerda duchar al caballo poco a poco y con sumo cuidado, parte por parte para rápidamente secarlo con una toalla.

Desparasitación interna y plan de vacunación en otoño

Para conseguir el mejor cuidado de nuestro caballo en otoño, hay que tener en cuenta que es una estación perfecta para que sea desparasitado y para aplicar un buen plan de vacunación.

De la desparasitación interna ya os hablamos ampliamente en este post. La realidad es que no siempre hay que realizarla, puesto que nuestro amigo equino puede acostumbrarse a los medicamentos con facilidad.

Sin embargo, hay algunos desparasitantes estándar que, debido a su sencillez y eficacia, suelen utilizarse cada 3-4 meses, siendo el otoño un momento perfecto para realizar una de ellas.

desparasitacion caballo otoño

Lo mismo sucede con el plan de vacunación de nuestro caballo. Otoño es la época del año en la que tenemos que aplicar métodos de prevención para el verano, tal y como sucede con los cambios de dieta.

Hay que recordar que la vacunación no es una garantía total de protección del caballo ante enfermedades víricas, por lo que la vigilancia de los animales sigue siendo clave. Algunas de las vacunas que pueden sernos de gran ayuda son las de la rinoneumonitis equina o la influenza.

Ten en cuenta esto último, sobre todo si el caballo se encuentra en establo, puesto que en caso de contagio sería necesario aplicar medidas como el aislamiento del caballo infectado y la limpieza del establo.

Limpieza del establo del otoño

Hilado con la salud del caballo y los planes de vacunación, otoño es una época en la que es necesario acondicionar el establo en condiciones. Como siempre, hay que tener el establo bien limpio para evitar infecciones.

limpieza establo otoño

Con respecto al acondicionamiento del establo, es conveniente pensar en airearlo con mucha frecuencia, debido a las posibilidades de contagio por virus, sobre todo de cara al invierno.

Con todos estos consejos y la ayuda de un experto veterinario, estamos seguros de que el cuidado de tu caballo en otoño será óptimo.

*Advertencia. El artículo de EquusLine.es muestra opiniones y recomendaciones del equipo profesional de Agroveco, no son diagnósticos. Para cada caso o problema particular, os recomendamos que contactéis con un profesional que haga el diagnóstico “in situ”.

Compártelo!!!
facebooktwittergoogle_pluspinterestmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *