Cómo proteger las patas del caballo

Muchos de vosotros ya sabéis lo importante que son las patas de los caballos. Tal y como vimos en este post sobre el cuidado de los cascos, las extremidades del caballo son muy finas y tienen que soportar todo el peso del animal, ¡el cual es mucho!

A todo eso, añádele que tienen que hacer ejercicios tremendamente complicados y tenemos la combinación perfecta para sufrir algún percance. Por eso, la mayoría de lesiones del equino suelen venir de la misma zona.

La actividad deportiva, un motivo para preocuparse de las patas

Al igual que sucede con los cascos, si un caballo es empleado para trabajo o una actividad deportiva, la salud de sus extremidades es primordial. Una lesión grave puede suponer una larga ausencia del caballo en competición, incluso una retirada precipitada.

proteger patas caballo

La realidad es que los caballos, tal y como los conocemos, no suelen tener la habilidad que luego le inculcamos para realizar según qué ejercicios.

Saltar obstáculos, moverse en círculos, etc., son ejercicios que el caballo aprende con un jinete, no por decisión propia, produciendo movimientos que no son naturales para él. Por eso, es mucho más propenso a este tipo de lesiones y esa es la razón principal por la que hay que tener especial cuidado con sus patas.

Un ejemplo de las lesiones más comunes del caballo es la tendinitis equina, de la que ya os hablamos en este post.

Protección de las patas

A pesar de que los protectores de las patas se consideren accesorios, la realidad es que en muchas ocasiones deberían de considerarse parte del equipamiento deportivo del caballo.

cuidados patas caballos

Estas protecciones nos ayudan a mantener calientes los tendones la hora de hacer ejercicio. Además, minimizan los impactos de las patas del caballo, reduciendo notablemente las probabilidades de lesión.

¿Protectores o vendajes?

Se trata de una de las preguntas más frecuentes para aquellos que quieren proteger las patas de su caballo. Así, debemos de tener en cuenta una serie de aspectos previo antes de pensar en cuál es la mejor opción.

Pensar en el tipo de ejercicio que se va a realizar el caballo, la frecuencia con la que se va a realizar e incluso el terreno en el que se va a efectuar son cuestiones que tenemos que ver antes de ver cuál es la mejor opción para nuestro amigo.

Los protectores

Los protectores son perfectos para minimizar el impacto de los caballos, razón por la cual se utilizan mucho en competiciones de salto o raid. Proporcionan, de igual manera, una correcta sujeción del tendón, por lo que es un buen elemento de seguridad para el caballo.

protector patas caballos

Estos protectores pueden ser para la pata en general o diseñados para proteger alguna parte concreta de la pata del animal si realiza ejercicios muy específicos, si bien es cierto que no se adaptan a la pata tan bien como en el caso de los vendajes.

Para el jinete, la principal ventaja es la facilidad para ajustar el protector en la pata de nuestro amigo, sin posibilidad de dañarle, además de ser fáciles de limpiar, por lo que es muy común si se realiza un trabajo diario con el caballo.

Como principal inconveniente, existe la posibilidad de que el caballo tenga problemas en su piel, debido al barro que se pueda incrustar entre la pata y la protección.

Tipos de protectores

En el mercado, existen numerosos tipos de protectores para las patas del caballo. Como ya hemos comentado, algunos sirven para proteger de forma general la pata, protectores combinados, rodilleras o protectores de espolón, por poner algunos ejemplos.

Los vendajes

Los vendajes para el caballo son especialmente útiles para el calentamiento del tendón, por lo que es muy utilizado en deportes como el turf, donde la temperatura de las patas para realizar un ejercicio explosivo es tan fundamental.

vendajes patas caballos

De igual manera, se utiliza también en deportes donde no existe tanto impacto en las patas, como en la doma clásica.

Otras de las ventajas de los vendajes es su óptimo ajuste a la pata del caballo, aunque ahí también reside uno de los principales problemas de su uso.

Para ajustar adecuadamente las vendas, es necesario que el jinete sepa hacerlo a la perfección, necesitando tiempo y buena experiencia para no apretar demasiado el vendaje. Esto implica que para el uso diario no se suelan utilizar, debido a que cuesta demasiado dedicar tanto tiempo en esta tarea.

Tipos de vendajes

En cuanto a los tipos de vendaje que podemos aplicar a las patas de nuestro caballo, todo depende de la actividad física. Así, podemos aplicar vendajes de ejercicio o vendajes de descanso para proporcionar calor.

Como podéis ver, la protección de las patas del caballo es fundamental para nuestro amigo equino. No dejéis de lado su protección y, si no sabéis muy bien qué protección proporcionarle, ¡consultad a un especialista!

*Advertencia. El artículo de EquusLine.es muestra opiniones y recomendaciones del equipo profesional de Agroveco, no son diagnósticos. Para cada caso o problema particular, os recomendamos que contactéis con un profesional que haga el diagnóstico “in situ”.

Compártelo!!!
facebooktwittergoogle_pluspinterestmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *